Coopetin, una inspiración social

Lo que hemos hecho
Share on FacebookTweet about this on Twitter

Sucedió que la Representante Olga Lucía Velásquez en su trasegar como ciudadana y funcionaria y con las problemáticas sociales manifiestas en Bogotá, siempre le prestó especial atención al fenómeno de la habitabilidad en calle, en efecto, como congresista, durante todo el 2016 convocó debates con entidades nacionales y distritales indagando sobre la implementación de la política pública para habitante de calle; públicamente confrontó a la Secretaría de integración Social y a la Secretaria Distrital de Gobierno sobre sus modelos de atención, también hizo un llamado al cumplimiento a las obligaciones del Ministerio de Salud en relación a la reglamentación de la Ley 1641 que establece la política pública de habitante de calle. Preguntó al ICBF cuál es el diagnóstico del sector en relación con las personas habitantes de calle.

En abril del 2016, desde su oficina en el Congreso, convocó a entidades nacionales y distritales al Foro “Pacto por la Transformación del Centro”, en cuyas conclusiones ya se vaticinaban las consecuencias de una eventual intervención en el Bronx si no se planeaba una estrategia social para acoger a los desalojados. Lamentablemente para la época las sugerencias realizadas por la Representante no fueron escuchadas.

Sin embargo, su trabajó no terminó ahí, al ver el drama humano de los callejeros y la dispersión que ocasionó el operativo en el Bronx, propuso una alternativa: “Si no lo hace el Estado, hagámoslo nosotros” y agregó “Hagamos una cooperativa para habitantes de calle”. Dicho y hecho, para consumar la inspiración movilizó a todo su equipo que enseguida invitó a un grupo de habitantes de calle con talentos y experiencia en labores varias y también en buenas condiciones anímicas para asumir la superación de su condición social.

La gestión de la representante Olga Lucía bastó para que ASCOOP dispusiera instructores profesionales que impartieron el curso básico de cooperativismo a los que serían los asociados fundadores de la primera cooperativa social del país, que en consenso se le llamó COOPETIN en homenaje al legendario personaje creado por el caricaturista Ernesto Franco.

Hoy en día Coopetín es una realidad y se plantea como un modelo asociativo y solidario de inclusión social, familiar y laboral, que a través de los talentos callejeros oferta sus servicios y una propuesta terapéutica a partir del trabajo digno y sostenible, es a su vez, una cooperativa multiactiva que hoy tiene 28 asociados y cuenta dentro de su portafolio de servicios con cuatro líneas de negocios:  Acciones artísticas y culturales, Prevención, formación e investigación, Ambiente y reciclaje y Reparaciones locativas.

Por: Alberto López de Mesa – Ex Habitante de Calle

 

COMENTARIO (1)

  1. LUIS FERNANDO BELTRAN ORDOÑEZ
    26 agosto, 2017

    En primera parte, Olga Lucia Velásquez Niño es una Persona. Es carismática, decidida, humanista y social en todo sentido. Como Profesional excelente, como Servidora pública magnifica y ahora como Representante, excelente defensora de los Derechos Sociales, en primera instancia, porque de allí se desprende el todo.
    Siempre apoyada por lo que hace, proyecta y desarrolla, para el bien de un País.

Escribir un comentario

Your email address will not be published.